Restaurante Lua – A dejarse llevar

Simplemente genial. Teníamos ganas de ir y nos gustó mucho. Una cena de de primera. Ademas perfectamente equilibrada y con cantidades adecuadas. Nada bestial que te hipoteque la noche. Una de las peculiaridades que tiene el sitio es que no hay carta. Es un menú cerrado compuesto por un aperitivo, dos entradas, un pescado, una…